Platinotipias. Una imagen “dentro” de un papel.

El pasado fin de semana celebramos en la Escuela el taller “Haciendo platinotipias” una nueva aventura que nos trasladó a la fotografía del s.XIX.

La idea ya rondaba nuestra cabezas hace un par de años cuando descubrimos el creciente interés de nuestros alumnos por los procesos químicos. Ponerlo en marcha requería del cómplice perfecto: Miguel Márquez. El resto del reto consistía en investigar, experimentar y lograr copias perfectas antes de montar el taller.

A finales de año Miguel nos regaló por navidades una pieza personal realizada al platino, esa fué la prueba defintivia y el momento determinante para ponerle fechas al taller. La respuesta no se hizo esperar y en poco tiempo el cupo de alumnos previsto estaba agotado.

Ahora quedaba lo último: Oscurecer el aula, pero con un poco de bricolaje…¡prueba superada!

Con una clase previa de dos horas, para explicar el proceso, los materiales y los útiles necesarios, el sábado día 3 de marzo, nos pusimos manos a la obra. Se apagaba la luz y el ambiente se transformó, todo parece extraño bajo la tenue luz de una lámpara Led. Ya todo dispuesto seguimos las instrucciones del día anterior y al poco surgió la magia con las primeras pruebas experimentales. Al final de la clase teníamos un precioso paisaje de una riqueza tonal increíble. Habrá que repetir experiencia.